videncia-oferta-por-visa
vidente-natural-de-nacimiento
tarot , videncia
 
tarot
feng shui
el chi
simbologia china
los cinco elementos
las piedras y los cristales
los chackras
animales celestiales
el bagua
colores feng shui
limpiezas y purificacion
el ki y el kua
aromas lunares
horoscopo
horoscopo chino
arcano segun tu signo
diccionario
hechizosamorosos
hechizos trabajo
hechizos  dinero
 
tarot , videncia
diccionario
astrologo y vidente raul de guevara
 
 

Diccionario de los Sueños

A  B  C Ch D  E  F  G  H  I JL Ll M  N Ñ O P Q S U V W  X  Y Z
 
Siguiente

Sanatorio: Puede reflejar un temor a la enfermedad. A veces pronostica dificultades debidas a la maldad de los demás. Si visitamos un sanatorio nos advierte de que debemos apartarnos cuanto antes de un negocio en el que nos hemos dejado envolver. 

Sandalias: Símbolo de libertad. Soñarnos con los zapatos puestos, sucios indica sentimientos de culpa. Andar sin zapatos, peligro de vernos sometidos a los demás. Vernos sin zapatos y sin andar revela temor a la pobreza. Vernos bien calzados equivale a sentirnos libres. Soñarnos con zapatos infantiles revela que somos inmaduros. Si el zapato nos aprieta aún no sabemos desenvolvernos con la libertad de una nueva situación. Si se nos rompe un zapato presagia la pérdida de nuestra libertad. 

Sandía: Simboliza la fecundidad nuestra o del proyecto que tenemos entre manos. 

Sangre: Simboliza la vida y los sentimientos elevados aunque revela miedo a las enfermedades y accidentes. Si la sangre aparece roja y viva sin despertar sentimientos desagradables presagia prosperidad material acompañada de disputas, riñas y violencias. 

Sanguijuela: Múltiples contrariedades que van a perturbar su vida cotidiana. 

Santo: Auguran el fin de todos los problemas que en estos momentos atormentan al soñador. En sentido espiritual el sueño refleja nuestra entrega al supremo. Si los santos están tristes, amenazadores o furiosos el cambio es para mal y en sentido espiritual reflejan nuestros temores e inseguridades. 

Sapo: Simboliza lo repugnante y lo molesto. Presagia una vecindad inoportuna y desagradable que deberemos soportar sin poder hacer nada. Si además el sapo croa se añade el peligro de habladurías y murmuraciones. 

Sarampión: Soñar que estamos enfermos indica preocupación por nuestra salud y revela la existencia de problemas emotivos. Si el enfermo es nuestro padre existe la posibilidad de que enfermemos de la cabeza. Si es la madre, del vientre. Un hijo/a, del corazón. Un hermano/a, de los brazos o las piernas. 

Sarcófago: Significa el fin de una dependencia moral o material salvo que estemos arrodillados ante él, en cuyo caso augura penas. 

Sardinas: Anuncia éxito en sus empresas. 

Sarna: (Ver sarampión). 

Sartén: Llena y sobre el fuego augura noticias interesantes. Vacía o sin usar indica falta de seguridad. 

Sastre: Presagio de prosperidad y éxito. 

Sauce: Simboliza la tristeza y la inmortalidad. 

Sauna: Problemas de salud persistentes y molestos. 

Saxofón: Disputas, decepciones y tristeza. 

Secante: Usted trata de ocultar faltas que no ha cometido. 

Secar: Si secamos nuestras lágrimas en sueños indica que las preocupaciones se terminarán. 

Secretaria: Indica ayuda y apoyo en sus gestiones. 

Secreto: Le revelarán informaciones confidenciales de gran importancia que deberá mantener en secreto. 

Secuestrar: Ser secuestrado indica mala suerte en los negocios. Secuestrar a una persona desconocida, peligro cercano para sus actividades. Secuestrar a una persona amada, éxito en el campo afectivo. Asistir a un secuestro, acontecimientos imprevistos le sorprenderán. 

Sed: Casi siempre refleja una necesidad real. Si no es así simboliza una ardiente aspiración de tipo místico o religioso salvo si nos vemos obligados a beber agua turbia o caliente, en cuyo caso revela decepciones, desengaños o resignación ante lo inevitable. 

Seda: Los sueños de seda tienen connotaciones eróticas evidentes.  Si la prenda soñada es íntima y pertenece al mismo sexo del soñador indica nuestro narcisismo. Si la prenda es del sexo contrario nos dice que somos fetichistas. Si la seda es blanca nos habla de esperanzas matrimoniales. La negra, de un erotismo morboso. Los colores chillones nos dicen que al simbolismo propio del color debemos añadir el deseo de atraer la atención de los demás. 

Seducir: Próximas contrariedades afectivas. 

Segar: Significa riqueza salvo que seguemos a destiempo, si aún está verde o si ya amarillea, en cuyo caso anuncia enfermedad. 

Sello: El sello de correos carece de significado, así que hablaremos del sello que se imprime sobre plomo, cera o lacre. Es signo de autoridad y legitimación equivalente a la firma de quien lo imprime. También simboliza lo secreto, lo protegido y la virginidad. 

Sembrar, semilla: Simboliza los ritmos de alternancia de la vida y la muerte. 
La semilla es la vida en potencia y sembrar es convertir lo potencial en realizaciones y hechos manifiestos. Sembrar siempre es un buen sueño de creatividad que puede referirse a los hijos de quien sueña como a sus bienes, negocios, creaciones personales, sentimientos y cuanto pueda ser una creación o algo que nace y debe crecer. 

Sémola: Se considera un bien inapreciable. Significa riqueza y feliz culminación del trabajo. La riqueza será proporcional a la cantidad de sémola soñada, del mismo modo lo que le ocurra a la sémola, en bien o en mal, será lo que le ocurra a nuestra riqueza. Soñar con sémola sobre la cama augura un próximo embarazo.

Sábanas: Si las sábanas son tétricas, de color oscuro, en mal estado o situadas en una cama dentro de una habitación lóbrega y oscura nos advierte de una posible enfermedad de quien se encuentre acostado con ellas. Si la cama está vacía, peligro de alguna persona allegada. Unas sábanas enormes indican obsesión por los temas sexuales. Si son muy pequeñas, desinterés por los mismos. Si las sábanas están limpias y bien arregladas indica que estamos bien con nuestra pareja. Sucias y desordenadas, desacuerdo y disconformidad. Rotas, divorcio o viudedad. Unas sábanas muy adornadas, refinamiento en el amor. Si son distintas de la nuestras, nuevos amores. Ver personas que no conocemos durmiendo con nuestras sábanas, peligro de riñas. 

Sabañones: Momentos difíciles y todo tipo de contrariedades. 

Sabio: Son sueños que no requieren traducción pues el mensaje es directo y benéfico a pesar de que a veces puede resultar inquietante o molesto. 

Sable: Simboliza el valor y el poder. Cuando lo vemos en su totalidad confirma nuestro valor y nos augura el poder, y si ya lo tenemos, el éxito y la posición social. Si junto al sable aparecen unas balanzas simboliza la justicia que realizarán con actos y palabras. Si en nuestro sueño resalta la empuñadura el sable se convierte en una cruz.
(Cruz:-Si la llevamos en el pecho nos advierte de la necesidad de recuperar   nuestras creencias primitivas de las que nos estamos alejando. Si la vemos en el suelo este sueño nos anuncia que ha llegado el momento en que debemos escoger definitivamente hacia donde dirigimos nuestra vida.) Si lo que destaca es su hoja de doble filo: Si la hoja es reluciente y afilada nuestras palabras serán convincentes. Si es defectuosa o corta revela falta de elocuencia. Si es pesado y difícil de manejar indica que prometemos lo que no podemos cumplir. En un contexto sexual la hoja representa al hombre y la vaina a la mujer. 

Sabotaje: Sus relaciones sociales pasan por un pésimo momento. 
Sacerdote: A veces puede indicar una verdadera aspiración al misticismo y la verdad. La mayoría de las veces se trata de que ante un problema o una inquietud moral, en el sueño recordemos a aquellos sacerdotes con los que nos hemos tropezado en la vida. En este caso el significado es el siguiente: Si somos creyentes presagia una ayuda providencial, consuelo, incremento de bienes materiales y espirituales. Si no somos creyentes, anuncia males y calamidades salvo que nos hablen, en cuyo caso anuncia el fin de nuestros males. 

Saco: Lleno indica abundancia y riqueza. Deteriorado, sus proyectos se realizarán con mucho esfuerzo. Vacío, pobreza y miseria. 

Sal: En los sueños soñar con sal nos aconseja que para ser realmente felices lo que debemos atesorar son bienes espirituales. Soñar con una extensión salada expresa lo estéril de nuestro mundo interior, igual que cuando se derrama sal. Ofrecer o recibir sal significa que contamos con sólidas amistades y eficaces apoyos. 

Salario: Anuncia que algunos conocidos abusarán de su confianza. 

Salchicha, salchichón: En este sueño lo que debemos tener en cuenta es su color. Si es blanquecino indica alegría. Negro, penas. Rojizo, pasión. 

Saldos: Deberá hacer ciertas concesiones para ser admitido en un medio hostil a su personalidad. 

Salero: Si el salero se nos cae dejando derramar sal expresa lo estéril de nuestro mundo interior. 

Saliva: Decepción de los amigos. Fracaso en sus asociaciones. 

Salmón: Significa coraje y valor que predominan por encima de la propia vida. Si pescamos un salmón nos indica que debemos sacar coraje y valor para lograr el éxito. Si nos comemos el salmón el sueño nos promete la seguridad de dicho éxito. 

Salmos: Cuando rezamos en sueños es que en nuestro interior nos sentimos culpables de algo que de día no queremos reconocer. También puede revelar que nos hallamos en una situación comprometida de la que no sabemos como salirnos y para ello esperamos una intervención milagrosa que nos saque del apuro. 

Salpicadura: Los sueños de salpicaduras siempre son una advertencia para que seamos muy cuidadosos con lo que hacemos o decimos pues existe el peligro de vernos mezclados en algún escándalo. 

Salsa: Tomar salsa augura felicidad en el hogar. 

Saltamontes: Simbolizan las plagas e invasiones devastadoras y los suplicios morales y espirituales. Si únicamente vemos un saltamontes presagia ligeras e insignificantes molestias. Si los soñamos en cantidad siempre anuncian desastres materiales, morales o espirituales.

 

Siguiente

A  B  C Ch D  E  F  G  H  I JL Ll M  N Ñ O P Q S U V W  X  Y Z

 
nuevo tarot
 
carta astral
 
vidente mina
 
las 7 tarotistas y videntes
conchi
maria angeles
yolanda
milagros
carolina
marisol
marisa
gracia
   
 

Aviso Legal | Politica de privacidad | Condiciones de Uso Web

PRECIO DEL MINUTO DEL 806: Máximo desde Fijo : 1,21 y desde Movil 1,57 IVA incluido. Mayores de 18 años
93 122 00 08: En este número puede hacer su consulta mediante Mastercard, Tarjeta y Visa.